Antes, visita Tierra del Fuego, Santa Cruz y Chubut en su regreso a la actividad. 

Mauricio Macri termina sus vacaciones en el Sur y viaja a Brasil para reuni...

Mauricio Macri culminará su estadía en el Sur este martes, luego de 24 días en los que que intercaló descanso y reuniones de gestión con otras de corte electoral en Villa La Angostura. Tras visitar tres distritos netamente opositores, Tierra del Fuego, Santa Cruz y Chubut -será la primera vez que vaya a los primeros dos durante todo su mandato- el Jefe de Estado partirá a Brasilia para su primera reunión con su par brasileño Jair Bolsonaro.

En el Gobierno hay expectativa por el impacto que puede tener sobre la economía la recuperación económica de Brasil de cara a las elecciones.

Macri partirá directamente desde Puerto Madryn, su última escala en su periplo patagónico, con la compañía de los ministros de Relaciones Exteriores, Jorge Faurie; Seguridad, Patricia Bullrich; Defensa, Oscar Aguad; Hacienda, Nicolás Dujovne; y Producción, Dante Sica.

También serán de la partida el influyente secretario de Asuntos Estratégicos Fulvio Pompeo y el vocero presidencial Iván Pavlovsky. El embajador argentino en Brasil, Carlos Magariños, se sumará a la comitiva.

El Presidente llegará a la capital brasileña cerca de las 21 del martes y tendrá una nutrida agenda el miércoles, cuando Macri y Bolsonaro por fin se vean las caras.

Hasta ahora, solo dialogaron por teléfono en tres ocasiones. El mandatario argentino lo llamó el 28 de octubre, cuando el capitán retirado del ejército brasileño fue electo. El primer contacto telefónico había sido doce días antes, cuando Bolsonaro ya era el favorito para suceder a Michel Temer.

Y el 14 de diciembre, Macri volvió a llamarlo para anunciarle su disposición para la reunión bilateral que se concretará este miércoles.

Con esa salida, el Presidente evitó interrumpir su descanso y asistir a asunción de Bolsonaro el 1 de enero. El Gobierno envió a Faurie y evitó que viajara la vicepresidenta Gabriela Michetti, quien reemplazó a Macri en compromisos similares. Por ejemplo, durante la toma de posesión del mexicano Andrés López Obrador, en pleno G20.

Jair Bolsonaro se encontrará con Macri el miércoles (Reuters)
Jair Bolsonaro se encontrará con Macri el miércoles (Reuters)

En el Ejecutivo no lo reconocen, pero el Gobierno pretendía hacer equilibrio ante la irrupción de un personaje tan disruptivo -alejado del liderazgo liberal que Macri busca imprimirle a su política exterior- y que genera simpatía y rechazo en el país.

En cualquier caso, la reacción positiva de los mercados tras la asunción de Bolsonaro y sus primeras medidas despejaron cualquier duda. “Un Brasil creciendo es excelente para la Argentina”, señaló uno de los asesores que más escucha Macri en materia internacional. 

Con el mismo argumento, en el Gobierno rechazan que la sintonía entre Donald Trump y Bolsonaro pueda perjudicar al país si Brasil absorbe potenciales inversiones en la región.

También niegan que el Presidente de Brasil le quite a Macri el liderazgo en América Latina que el líder de Cambiemos intenta proyectar desde el inicio de su gestión; sobre todo para marcarle la cancha a Venezuela.  

Faurie anunció este sábado que el Presidente y Bolsonaro harán un pronunciamiento conjunto contra el régimen de Nicolás Maduro.

En el Gobierno descartan los trascendidos que indican que Bolsonaro podría acompañar una incursión militar en Venezuela empujada Washington. Los jefes militares argentinos viajaron este fin de semana a Brasilia para la toma de mando de las nuevas autoridades militares brasileñas.

Aguad mantendrá una bilateral con su par brasileño Fernando Azevedo e Silva. Dialogarán sobre las preocupaciones comunes: la frontera Norte argentina y la Sur brasileña; el control del Atlántico Sur y avanzarán en la conformación de un cuerpo binacional de paz entre ambos países.

Bullrich, que habla portugués -vivió parte de su exilio en Brasil- se reunirá con Sergio Moro para discutir problemáticas como el crimen organizado, en especial vinculadas al narcotráfico. Hablarán además de fronteras, extradiciones y límites a la entrada de personas con antecedentes y sobre la coordinación institucional y cooperación para investigaciones.

En el Ejecutivo no minimizaron la advertencia que días atrás lanzó Miguel Pichetto, cuando señaló que una política más agresiva de Bolsonaro podría hacer que grupos organizados que operan en ese país, como Comando Vermelho, crucen la frontera hacia la Argentina. “Lo dicen varios analistas y estamos atentos”, destacan en la Casa Rosada.

En el Gobierno, rechazaron, en cambio, que las declaraciones públicas de la aliada de Macri Elisa Carrió, que tildó a Bolsonaro de “fascista” un día antes de reunirse con Marcos Peña, pudieran entorpecer la relación bilateral.

Dujovne, en tanto, dialogará con Paulo Guedes, que deberá administrar la economía del principal socio comercial de la Argentina. Cómo darle un nuevo impulso a un Mercosur “más flexible” estará en el centro de la reunión bilateral entre ambos.

La agenda de los ministros terminará de fijarse el lunes. “Ellos recién llegan, tienen que ponerse al día”, explicó uno de los funcionarios que participará de la gira.

Mientras sus ministros se reúnan, Macri y Bolsonaro mantendrán un encuentro en el Palacio do Planalto. Luego, se sumarán sus colaboradores para una reunión ampliada. Los mandatarios harán una declaración conjunta -no está previsto en principio que haya conferencia de prensa- y compartirán un almuerzo. Por la tarde, Macri regresará a Buenos Aires.

Guido Carelli Lynch

Fuente: CLARIN

Share
Temas: Categorías: Argentina America Titulares

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds